Pablo Buduba apuesta a la cupé Dodge

El auto, con el cual corrió Marcos Domínguez y es propiedad de la familia Buduba, está siendo alistado y espera el momento del comienzo de la temporada.

La Asociación Argentina de Volantes presentó un protocolo sanitario por si se aprueba el reinicio de pruebas y carreras, que no solo corresponde para la ciudad de Buenos Aires, sino para todo el país, en el marco de la pandemia del COVID-19. Ahora quedará en manos de la Jefatura de Gabinetes de Ministros y el Ministerio de Salud de la Nación resolver por sí o no la autorización del mismo.
Todo el automovilismo está pendiente de esto, dado que podría ser el inicio de la vuelta de la actividad. El zonal también está atento, mientras tanto los pilotos trabajan en sus máquinas.

Pilotos locales. Días atrás, dimos a conocer los trabajos en los vehículos de Kevin Walter y de José y Agustín Larroudé. En esta oportunidad, vamos a conocer más de los bunkers de Rauch. Pablo Buduba, cuando comience el certamen de APAC lo hará con una cupé Dodge, dejando de lado el Chevrolet 400.
El piloto, en diálogo con el portal La Nueva Verdad de Rauch indicó que «es un nuevo desafío». El auto, con el cual corrió Marcos Domínguez y es propiedad de la familia Buduba, está siendo alistado y espera el momento del comienzo de la temporada. Se le hizo un repaso general, se colocaron los neumáticos slick y el motor está en el taller de Sergio «Chapota» Messa.
Por su parte, quien debutará en la clase mayor de APAC es Federico Rodríguez Prieto. Durante el parate trabajaron en el Chevrolet 400, que ya está pintado y espera la colocación de los plotters publicitarios. Como Buduba, el motor está en Tandil, en la sede de «Chapota» Messa.

Federico Rodríguez Prieto pone a punto su auto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here