Se jugó la rifa anual de AMAR

El escribano Mauricio Esponda junto al presidente de la institución, Jorge Di Martino.

El sorteo se efectuó el sábado a las 18 horas en la sede de avenida San Martín 360. Salieron favorecidos los poseedores de los números 299, 191 y 001.

Sin dudas la proliferación de rifas en la ciudad, se debe a que es la única posibilidad que tienen las instituciones para juntar fondos que les permitan afrontar sus gastos.
En el marco de la pandemia por el coronavirus todas las actividades anuales han quedado suspendidas y la modalidad de las rifas es a la que han apelado la mayoría de las instituciones intermedias, que tiene gastos fijos mensuales que afrontar.
En ese sentido, el pasado sábado, a las 18 horas, la comisión de la Asociación Mutual de Jubilados y Pensionados de Rauch (AMAR), en su sede de avenida San Martín 360, realizó la jugada final de su rifa, con premios por un total de $ 70.000. Supervisado por el escribano Mauricio Esponda y bajo la modalidad «sale o sale», se pusieron en juego 3 órdenes de compra. La primera de ella, por $ 50.000, favoreció al número 299; la segunda, con $ 15.000 fue para el número 191 y el tercer premio, de $ 5.000 recayó en el 001.
En la oportunidad el presidente de la comisión, Jorge Di Martino agradeció a la población que compró la rifa- que se vendió en su totalidad-, como también a las vendedoras. En declaraciones a este Diario sostuvo que «la institución ha tenido un año sin actividades, ya que cuando teníamos todo organizado para comenzar con los bailes, con los talleres, los viajes y otros servicios que prestamos, llegó la cuarentena y quedó todo postergado» y agregó que «pensamos que iban a ser dos semanas y sin embargo esto siguió y la rifa fue la única vía de ingresos que pudimos obtener, ya que pensamos que para este año no podremos retomar ninguna de nuestras actividades. Así que deberemos pensar en el próximo año».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here